Fiatc superiorRadio marca header

Collet se corona presidente del Espanyol tras una junta esperpéntica

0

El Espanyol vivió este lunes una de las juntas de accionistas más tensas de su centenaria historia.En un clima de absoluta fractura social, el nuevo presidente, Joan Collet, y su antecesor,Ramon Condal, fueron duramente increpados e insultados por un grupo de asistentes, evidenciando así la división y tensión existentes entre la masa social.

Collet obtuvo un total de 189.641 votos,Oliveró, 116.758 y Baqué, 1.181. El nuevo presidente, que escuchó gritos de «dimisión» incluso horas antes de ser elegido, fue saludado con cánticos de «fuera, fuera» en su primer discurso tras ganar la elección. El hasta ahora consejero delegado españolista empezó dando las gracias a todas las candidaturas y a los accionistas. Y pidió «disculpas» a su familia «por todo lo que les estoy haciendo pasar en este momento, que es muy penoso».

«Os pido unidad a todos, no para mi candidatura, sino para los jugadores y todo el equipo, que necesitan mucha confianza», manifestó Collet entre sonoros abucheos. «Los que me conocen saben que soy una persona competente, que lo daré todo por el Espanyol. No quiero dar más satisfacción a los que nos están viendo desde fuera, y sobre todo a quienes no quieren a este club y seguro que se están riendo de nosotros».

Collet contó básicamente con el apoyo de los accionistas mayoritarios -los expresidentes Daniel Sánchez Llibre y Ramon Condal-, así como por antiguos consejeros como Beltrán, Morlanes, Fusté, Ciprés, Borrell o Botet. Oliveró, por su parte, obtuvo el respaldo de accionistas como Oller, Newton, la APMAE y el grupo  de aficionados La Curva, que contaba con cerca de un 3% de las acciones.

Collet y su antecesor, Ramon Condal, fueron abucheados durante las cuatro horas que duró la junta. Este último la abrió afirmando que, para él, ha supuesto un gran honor «presidir esta casa».

Collet fue increpado e insultado en todas sus intervenciones, incluso durante la exposición del balance económico de la temporada 2011/12, horas antes de ser nombrado máximo mandatario de la entidad. «Quiero tu sueldo, Collet quiero tu sueldo» o «no tienes huevos, Collet no tienes huevos» fueron algunos de los cánticos que le dirigió un grupo de accionistas.

Los abucheos a Collet contrastaban con las entusiastas ovaciones a los discursos de los aspirantes Sergio Oliveró (hasta ahora vicepresidente económico) y Arnau Baqué.

La junta se celebró en la Fira de Cornellà (Barcelona) con un 76% del capital social, 1.370 accionistas en persona y 3.097 representados, con una suma de 310.785 acciones. El grupo más ruidoso lo integraban entre medio y un centenar de seguidores, algunos de ellos miembros de las Brigadas Blanquiazules y La Curva.

La tensión se mantuvo en todo momento, incluso durante el turno de palabras de los accionistas.Uno de ellos fue increpado tras pedir respeto a un grupo de ‘ultras’ y exhibir una bandera ‘estelada’ (independentista catalana) con los colores blanquiazules del Espanyol, por la cual aseguró haber sido amenazado. Las fuerzas de seguridad intervinieron para evitar que fuera agredido.

ABUCHEOS AL SOCIO DE LA ESTELADA:

[yframe url=’http://www.youtube.com/watch?v=5GKQ3cAV_TQ&feature=player_embedded’]

Posteriormente, otro accionista gritó varias veces durante su turno en el estrado «no tienes vergüenza» a Collet.

Dani se defiende

Daniel Sánchez Llibre, ex presidente y máximo accionista del club, intervino para defenderse de las acusaciones contra su gestión en algunos fichajes como los de Pandiani. «Nadie puede decir que me he aprovechado del Espanyol», afirmó. Y explicó que los beneficios de sus inversiones en fichajes -como la compra del 50% de los derechos de Zabaleta- se destinaron siempre al club. Su alocución fue interrumpida en varias ocasiones con gritos de «auditoría, auditoría».

«Todo lo que he podido ganar está invertido en el Espanyol», insistió. Y recordó el dinero aportado por su empresa, conservas Dani, como sponsor de la entidad en los últimos años. «En su día me comprometí que si el Espanyol no tenía sponsor, Dani lo sería. Ninguna familia tuvo agallas de poner su nombre en la camiseta», denunció. «Con todas estas inversiones, el Espanyol ha ganado entre diez y once millones de euros. Sin ellas, no los tendría», agregó, lamentando el clima de división y enfrentamiento imperante en la masa social.

 

Fuente: www.sport.es

Share.

Leave A Reply