Fiatc superiorRadio marca header

Colotto le da al Espanyol un punto de fe ante el Villarreal

0

Partido-de-liga-jornada-11-RCD_54419714865_54115221154_600_396

El Espanyol rescató un punto de fe sobre la campana, gracias a un gol de Colotto en el 89′, que dejó en empate a uno el partido ante el Villarreal. El equipo perico fue de menos a más y logró salvar un punto gracias al empuje, la presión y el buen fútbol que puso en la recta final. Logró igualar el tanto inicial de Mario, un empate que mitiga el mal sabor de boca que dejó el partido de Elche. Pero el buen arreón final de los pericos no puede esconder el flojo partido ante un buen Villarreal.

Eric ocupó la plaza de Álvaro y Víctor Álvarez, la de Montañés. Y Caicedo fue titular junto a Sergio García, en punta.

A ambos equipos les costó mucho entrar en el partido. De ahí que se vio un primer cuarto trufado de interrupciones y tontas trifulcas entre jugadores. Muchos nervios, subiendo la temperatura en el césped en una desapacible tarde en la que amenazó lluvia.

El Villarreal tomó el mando del partido ante un Espanyol sin brújula, blando atrás, sin lograr hilvanar tres pases seguidos y sin llegada. La medular visitante jugaba muy cómoda, llevando peligro cada vez que pisaban área local.

En el 19′ se pidió un posible penalti sobre Lucas, falta clara que ni pitó Gil Manzano.

El dominio amarillo se hi zo agobiante y el gol visitante se mascaba, pues los pericos no daban una a derechas. Y llegó pronto. En el 25′, Mario entró como una exhalación, al dejar Eric un pasillo en el je central. Casilla nada pudo hacer para evitar el tanto del Villarreal, una grave descoordinación de la zaga perica.

Le costó al Espanyol rehacerse de la bofetada y el Submarino pudo ampliar su ventaja en unos minutos de desconcierto y pésimo juego local. Casilla salvó los muebles a chut de Mario (28′) y de Vietto (29′).

En la recta final antes del descanso, los blanquiazules se sacudieron el dominio amarillo, viéndose Lucas más activo, pues poco apareció hasta entonces. Los pericos se pusieron las pilas y empezaron a asustar a Asenjo. En el 30′, se vio la primera llegada con peligro de los pericos, una buena contra entre Sergio García y Caicedo. En la segunda parte, Abraham relevó a Víctor Álvarez y cambió el dibujo táctico de los pericos: 4-1-4-1, descolgándose Sergio García hacia la banda izquierda.

Con este cambio, la medular perica ganó en consistencia, plantando cara a los centrocampistas amarillos, que tanto daño hicieron en la 1ªparte.

Caicedo (58′) se sacó un testarazo, que salió fuera. Instantes después, el ariete ecuatoriano, gris de nuevo, dejó su plaza a Stuani.

Uche tuvo el 0-2, pero chutó blando a las manos de Kiko, un nuevo grave error defensivo, que a pungo estuvo de costar muy caro. Fuentes sirvió una falta y Colotto no remató bien, una clara ocasión de estrategia que se malogró (64′) cuando ya se cantaba gol.

En el 70′, Fuentes salvó sobre la misma raya un gol cantado, a chut de Giovani, ya batido Kiko. Se salvaba el Espanyol por la campana.

Se calentó el partido, primero por una mala caída del meta Asenjo e instantes después por un posible penalti sobre Stuani (84′) que el árbitro no vio. El Espanyol se envalentonó y buscó el empate, el milagro, en la recta final. Abraham, Arbilla y Stuani tuvieron opciones en un final enloquecido.

Stuani cayó otra vez en el área (89′), penalti que no se pitó. Siguióapretando y al final, llegó el merecido punto para el Espanyol. A centro de Sergio, Colotto surgió como un estilete para poner el 1-1. Punto valiosísimo, punto de fe.

____

Fuente: www.mundodeportivo.com

Share.

Leave A Reply