Fiatc superiorRadio marca header

Cristian Álvarez: «El Espanyol tiene magia y nos salvaremos»

0

Cristian Álvarez es el único ‘superviviente’ de la plantilla que logró el milagro de la salvación en la temporada 2008-09. Sabe lo que es luchar y sufrir para salvarse.

Hoy, convertido en el capitán de la primera plantilla, transmite al vestuario su experiencia y las claves que hicieron posible que el Espanyol mantuviera en Primera pese a la incredulidad de muchos.

El portero, que hace unos meses fue llamado por primera vez por el seleccionador argentino Alejandro Sabella, está convencido de volver a conseguir la hazaña y lanza un mensaje de optimismo y esperanza a la afición. Cree que la fuerza de los seguidores es clave para jugar la próxima campaña en Primera.

Hablo muchas veces con mis compañeros sobre lo que pasó aquella campaña y también lo suelen hacer otros que han vivido experiencias similares en otros equipos. Todos tratamos de aportar lo máximo para sacar esto adelante. El compromiso es total, como siempre. La afición nos ayudó mucho a conseguir el objetivo, como estoy seguro de que lo hará ahora. Empuja mucho al equipo desde la grada, nosotros lo sentimos en el césped y juntos seremos invencibles. Se ha demostrado muchas veces. Ellos tienen una forma de transmitirnos el sentimiento perico que hace que salgamos, si cabe, más motivados al campo. El Espanyol tiene una magia y un encanto difícil de explicar pero que nos empujan con mucha fuerza. Estoy convencido de que nos salvaremos.

Se está empezando a reaccionar…

El equipo se está levantando poco a poco. La dinámica está cambiando y está siendo más positiva que en los primeros encuentros. Ante el Depor sumamos tres puntos muy importante para nosotros de cara a la confianza en nuestras posibilidades. Pero tenemos que seguir apretando los dientes por esto es largo. La Liga no te perdona y si lo haces mal, te pasa factura.

La victoria ante el Deportivo permitió a los blanquiazules dejar la zona de descenso a la que había caído en la jornada 3. Pero los resultados de los rivales directos le han devuelto al pozo, aunque empatados a 15 puntos con Osasuna, primer equipo de la permanencia, y Celta.

Es una lástima que después de la alegría que tuvimos por ganar al Depor estemos pasando las fiestas navideñas en la zona de abajo. Pero no queda otra que seguir trabajando duro y afrontar lo que resta de Liga con seriedad. Somos conscientes de que el camino para conseguir la permanencia será largo y por nosotros no va a quedar. Lucharemos en cada partido como si nos fuera la vida, lo dejaremos todo en el campo y sudaremos la camiseta para acabar el Campeonato en Primera.

Como capitán, usted tiene mayor responsabilidad en el vestuario…

La verdad es que toda la plantilla está muy concienciada con la situación difícil que estamos viviendo. Yo tengo un grado de mayor responsabilidad por ser el primer capitán y también porque soy el que más años lleva en el Espanyol. El grupo está muy comprometido, consciente de lo que nos jugamos y se juega el Espanyol y hará todo lo posible y más para lograr la permanencia.

La ‘força d’un sentiment’ se nota en estos momentos…

Ahora y siempre. Aunque en las situaciones difíciles la unión es mucho más fuerte. Hay mucha fuerza, coraje y valentía por parte de todos y esto hace grande a la institución. Es una fuerza difícil de explicar pero que hace que todo camine y se luche por el mismo objetivo.

El cambio de técnico ha sido el revulsivo que ha devuelto la calma al entorno y otra filosofía de juego…

Tuvimos un mal comienzo de Liga y esto lo estamos pagando. La primera vuelta está siendo muy complicada pero estamos sentando las bases, mejorando día a día y ganando confianza para encarar el futuro.

No les queda otra que mirar hacia arriba…

El grupo es consciente de lo mucho que está en juego tanto a nivel de vestuario como de club. Ya dije hace poco que no vamos a dejar caer a una institución que tiene 112 años de historia. Todos estamos asumiendo la responsabilidad que nos pertenece y el compromiso para sacar adelante al Espanyol es total. Estamos con muchas ganas de sacar la cabeza del descenso y todos pondremos de nuestra parte para hacerlo antes de que finalice la primera vuelta.

Quedan dos encuentros para acabar esa primera vuelta. El primero tendrán que disputarlo ante el Barcelona en el Camp Nou…

Nadie nos creía capaces de conseguir un resultado positivo en el Bernabéu y lo logramos. El derbi se nos presenta como un partido muy difícil y en un campo más que complicado. Pero el fútbol no son matemáticas y nosotros somos los primeros que no debemos ir al Camp Nou derrotados. Allí lucharemos como lo hicimos en Madrid y ojalá podamos sumar, aunque somos conscientes de que no será nada fácil.

Usted se ha perdido los dos últimos compromisos por lesión. La vuelta a los entrenamientos está fijada para el sábado 29, a las siete de la tarde. ¿Estará en condiciones para el derbi?

Espero poder llegar a tiempo y estar a disposición del míster lo antes posible. Veremos cómo transcurren los próximos días…

Curiosamente, en la pasada temporada usted se lesionó en el Camp Nou y estuvo varias semanas de baja…

Sí, el fútbol tiene estas coincidencias. Estoy con muchas ganas de poder entrenar con el grupo y a nadie le gusta trabajar al margen por lesión. Espero recuperarme sin problemas.

Luego el Celta visitará Cornellà-El Prat...

Es un rival directo y hay que ganar sí o sí. Tenemos que hacernos fuertes en casa y es en ella donde debemos asegurarnos la permanencia.

¿Se salvarán?

Estoy convencido que sí. La afición, como siempre, nos ayudará a seguir en Primera. Nos transmite mucha fuerza y el equipo espera darle todas las alegrías que se merece.

¿Qué le diría a los incondicionales?

Que sigan empujándonos como siempre. Nosotros no bajaremos los brazos. Juntos sacaremos esto adelante. Es fundamental que los seguidores se sientan orgullosos del equipo y todos queremos tener un lindo final de Liga.

¿Qué le pide al año 2013?

Deportivamente, que el Espanyol consiga la permanencia. Es lo único que tengo en la cabeza en las últimas semanas. No hay otro objetivo que no sea éste. Que el equipo remonte el vuelo pronto y acabemos bien. A nivel personal, lo que siempre pido: salud para familia, amigos y para mí.

 

Fuente: www.mundodeportivo.com

 

Share.

Leave A Reply