Fiatc superiorRadio marca header

El Barça derrota al Valencia y se acerca más al título de Liga

0

El Barça, obedeciendo las cuentas de Valverde, es a siete puntos de sentenciar el título liguero después de imponerse al equipo más en forma del campeonato. No ha sido, pero, una victoria convincente, visto que el Valencia habría podido rasgar el guion del partido en no pocas ocasiones y que el Barça ha pasado por fases de inseguridad. Pero en un equipo aferrado a los números a la Liga, y en la jornada 32, los tres puntos tienen un valor indiscutible. Eso sí, el Camp Nou ha recibido el tercero clasificado de la Liga con las mismas caras largas que han exhibido los jugadores desde el desastre de Roma.

Valverde, a pesar de que el once permitía varias cábalas, ha repetido alguna de las eliges más discutidas por el barcelonismo: Paulinho titular en un 4-4-2 con Coutinho e Iniesta a las bandas. El Valencia ha replicado la disposición azulgrana (por otro lado, el habitual de Marcelino) y se ha presentado valiendo, veloz y vertical al recuperar la pelota, peligroso especialmente mediante Santi Mina, que ha provocado una amonestación para Piqué en el minuto 7, y Gonçalo Guedes, autor de tres remates a puerta en los primeros 20 minutos. Las dos primeras las ha rechazado Ter Stegen, una con cada mano, una cerca de la escuadra y la otra en la base del palo; la tercera no ha acabado en gol porque Busquets, que de nuevo ha jugado infiltrado, ha rozado la esférica en el último suspiro. El Barça, pero, ha encontrado una vía en el lado derecho de la defensa valencianista, ocupada por un central reciclado, Rúben Vezo. Por allá ha entrado Iniesta para servir una asistencia que Suárez no ha sabido rematar (6′); por el mismo lado, Jordi Alba ha intentado sorprender Neto con un remate con poco ángulo (13′). A la tercera aproximación azulgrana ha llegado el gol teóricamente analgésico que abría el marcador en el Camp Nou, pero ha sido a través de una preciso pasada filtrada a la frontal de Coutinho para Luis Suárez, que ha batido Neto con la pierna derecha. Cuarta asistencia de Coutinho (tercera consecutiva en las últimas tres presencias) y décimo gol del uruguayo contra el Valencia, su víctima preferida desde que es al Barça.

Los de Valverde mantenían la posesión, ablandado Kondogbia después de ver tarjeta amarilla en el minuto 11 por una pisada exagerada al tobillo de Paulinho. Pero la intensa presión valencianista sobre la salida de pelota azulgrana ha estado a punto de dar frutos después de una mala entrega de TerStegen (23′): Rodrigo lo ha podido aprovechar con un remate a sobrebot desde el punto de penalti, pero el alemán se ha redimido con una de las paradas de la temporada, desviando con la mano izquierda una pelota que ha mimado la escuadra antes de marchar fuera. Mientras los azulgranas buscaban a menudo Messi, incluso en acciones para ser rematadas con la cabeza (32′), los visitantes generaban inquietud cada vez que bordeaban el área barcelonista, en ocasiones por errores de una defensa cule nerviosa, como en un remate de Rodrigo Moreno (43′) después de una espléndida asistencia de un agobiado Piqué.

Al inicio de la segunda parte, el barcelonés ha tenido que corregir un lío generado por su socio Umtiti, que ha habilitado Rodrigo Moreno con un resbalón (50′): con Ter Stegen ya superado, Piqué ha desviado el remate del delantero visitante. Se afilaban las plumas para recordar la incertidumbre y la polémica alrededor del contrato del francés, pero Umtitiha respondido marcando el 2-0, rematando poderosamente con la cabeza, al primer palo, un córner picado por Coutinho. El Barça ya ha marcado diez goles en acciones a pelota parada esta temporada, un menos que en la campaña anterior. Después de servir los dos goles locales, Coutinho ha intentado añadirse a la cuenta anotadora, después de tres partidos de sequía, con un chut seco con la derecha, ligeramente desviado (59′).

Marcelino no ha sacudido en excesivo su equipo y Valverde no ha contemplado cambios conservadores, pero el partido, controlado por el Barça, ha continuado entretenido hasta el punto de registrar, en menos de un cuarto temprano, cuatro acciones espectaculares que habrían podido significar goles de antología. Por el lado azulgrana, un remate de volea en tisora de Messi, desde la frontal, a centrada de Sergio Busquets con la pierna izquierda, que ha salido fuera por poco (65′); una pirueta inverosímil de Iniesta al segundo palo (69′), después de una jugada de la “Pulga”, que ha obligado Neto a rechazar la esférica sobre la línea de gol; y una acción individual característica del “10” azulgrana, potente y habilidoso, que ha acabado con un remate que rozado el palo derecho de Neto (77′). Y al bando visitando, un lanzamiento lejano de falta directa de Dani Parejo, que ha hecho pasar la pelota cerca de la escuadra (67′). Iniesta, muy afectado a Roma y con la China en el horizonte, ha recibido una ruidosa y cálida ovación del público del Camp Nou antes de ser sustituido.

El partido llanguia pero una imprudencia de Dembélé, sustituto de Coutinho, ha insuflado sufrimiento en los últimos minutos. El francés ha barrido Gayà cuando el valenciano ya había colgado una pelota en el área y De Cerro Grande ha señalado el segundo penal en contra del Barça en las últimas siete jornadas. Ter Stegen ha hecho “un Arconada”, adivinando la trayectoria del lanzamiento de Parejo pero viendo como la pelota se les colaba por debajo las costillas hasta entrar a la portería. Los visitantes se han volcado al ataque, permitiendo incluso un contraataque local por Denis Suárez, pero el Barça ha podido acabar celebrando que es, ya en solitario, el poseedor de la mejor racha de imbatibilidad de la historia de la Liga.

Share.

Leave A Reply