Fiatc superiorRadio marca header

El Barça no tiene rival

0

El Barça no baja el pistón. El conjunto azulgrana puso la quinta marcha cuando le hizo falta y sentenció el partido en diez minutos. Rakitic y Messi y Suárez, hicieron doblete, dejando noqueado a un Betis que resistió solamente en la primera mitad.

Valverde optó por la mejor alineación que tenía disponible. Y le salió bien. Puso a Semedo en el lateral derecho y envió a Sergi Roberto al centro del campo con André Gomes disponiendo el ataque azulgrana por la izquierda. Eso sí, el primer aviso fue del Betis, aunque el tiro de Andrés Guardado no cogió la dirección correcta.

Frescos y rápidos en la presión, los hombres de Quique Setién impidieron que el conjunto azulgrana dominase como es habitual desde el pitido inicial. Lo avisaba el ‘Txingurri’ ya en la previa. El punto de inflexión para llevarse los tres puntos del Benito Villamarín pasaba por superar la presión verdiblanca. Y los primeros diez minutos fueron determinantes. El Betis llegó con más peligro, con un sorprendente dominio de la posesión y con un Adán sin apenas trabajo bajo palos.

Tras una subida por la banda derecha, Semedo avisó a los locales con un disparo desviado que se marchó alto. El Barça se empezó a sentir más cómodo y un tras la carrera de Jordi Alba desde la izquierda nació la segunda ocasión de peligro que no supo terminar Sergi Roberto.

Pocos segundos después, Rakitic lo intentaría desde muy lejos, pero el portero bético estuvo atento. Las sensaciones habían cambiado. Valverde, muy activo desde zona técnica, lo empezó a ver. El buen hacer en el centro del campo se diluía y el Barça empezaba a controlar el encuentro con el paso de los minutos. La más clara de la primera mitad llegó de las botas de Messi, en su primera aparición, pero su disparo con la zurda se marchó al lateral de la red.

La intensidad disminuyó porque el Barça así lo decidió y el conjunto azulgrana calmó el duelo. Ya en el tramo final de la primera mitad llegaron malas noticias para Valverde. El exazulgrana Tello se tiró un balón largo en la zona medular y en la carrera Vermaelen se rompió. El central belga, que estaba supliendo a Umtiti a un muy buen nivel durante las últimas semanas, no pudo continuar y en su lugar entró el francés.

En el tramo final, el partido se accidentó tras un rodillazo poco afortunado a Messi y una entrada a destiempo sobre Jordi Alba y el ritmo se volvió a acelerar. Primero Fabián probó a un Ter Stegen muy seguro durante la primera mitad y, después, Busquets hizo lo propio con Adán con un disparo lejano. Y así, sin goles, se llegó al descanso.

La línea del encuentro fue similar al inicio de la segunda mitad. Los dos conjuntos volvieron a mostrarse intensos y se exigieron en los compases iniciales. Semedo veloz cortó la internada de Tello Ter Stegen paró otro disparo de Fabián, el mejor de los locales.

El conjunto bético no tuvo el punto de mira fino en ataque y en el minuto 58 un excelso pase entre líneas de Luis Suárez permitiría a Rakitic superar solo desde la frontal a Adán. El exsevillista que no tuvo mucho protagonismo poco en la primera mitad, anotaba su primer gol en Liga esta temporada. Cinco minutos después, apareció el maestro, el dios del fútbol sentenciaría el partido para el Barça.

Luis Suárez no quiso ser menos y apareció para liquidar a su víctima favorita. Ocho dianas en cinco partidos al conjunto andaluz. Messi, en los últimos compases, volvió a ejecutar una de sus obras de arte que todo amante del fútbol degusta como un buen postre. Traza una diagonal y no perdona. Casi en el descuento, llegó la manita. Jugada personal de Leo y remate a placer de Suárez. Pudieron caer más tantos para los béticos, pero el Barça no quiso hacer más sangre en la herida.

Share.

Leave A Reply