Fiatc superiorRadio marca header

El Madrid también sacó 18 puntos al Barça

0

El periodista del diario Marca Tomás Guasch empezó su participación en el programa de ayer refrescándole a Carazo la Liga ganada por Mourinho el año pasado, algo que algunos periodistas de Barcelona parecen haber olvidado a la hora de hablar de los éxitos y fracasos del luso. Además, también quiso recordar que el último Clásico que pudo presenciar fue uno en el Bernabéu donde los blaugranas tuvieron que hacerle el pasillo a los blancos en una liga en la que los barcelonistas terminaron a… 18 puntos del Madrid. Con ello, Guasch quisó decir que las alegrías y las penas se mueven por barrios y que no conviene mucho reírse de lo ajeno porque tarde o temprano uno también pasará por la misma situación, si es que no la ha vivido ya.

Preguntado por el FC Barcelona, el contertulio no tuvo ningún problema en reconocer que este equipo está marcando una época desde hace ya unos años y todo parece indicar que va a seguir marcándola por un tiempo más. Un conjunto que será recordando junto a otros grandes equipos de la historia del fútbol, como la Quinta del Buitre, la Naranja Mecánica holandesa o el Milán de Sacchi.

Analizando a este Barça y su estilo de juego inimitable, el colaborador quiso recordar que la bronca de Messi con Ibrahimovic fue la que generó el salto cualitativo definitivo del equipo. Y es que, si hasta la marcha de Ibra se había jugado a un 4-3-3 con delantero puro (algo ya inusual en el resto de equipos, más propicios al 4-4-2 e incluso a jugar con un único delantero), la marcha del sueco propicio la aparición del falso 9, figura encarnada de manera más que correcta por el propio Messi el año pasado pero que Cesc se ha encargado de encumbrar a los altares. Para Guasch, la llegada de Cesc, su inclusión en el once titular y lo que ha significado para el equipo es el verdadero hecho distintivo del Barça de Tito y clave en los éxitos que seguramente le están por venir.

Sobre el Madrid y su estado de forma actual, el periodista aseguró haber dicho siempre que el Mou entrenador es mucho mejor que el fichador, como Guardiola, y el tiempo le está dando la razón. Cuando se han acabado el vigor, las ganas y la complicidad para acabar con la sequía de títulos, todo lo que ha quedado ha sido un equipo muy corto de ideas y de fútbol.

Aún con todo, Tomás recordó la manera en la que el Chelsea ganó el año pasado la Champions League para dar a entender que nadie debe dar a los blancos por muertos y que si se conjuran, la ‘décima’ puede llegar perfectamente. Sin olvidar que son las ligas de cada país las que miden el estado real de los equipos y ahí el Madrid no engaña a nadie: suspenso absoluto.

Share.

Leave A Reply