Fiatc superiorRadio marca header

‘Minireferéndum’ en el Camp Nou

0

La junta directiva del Barça quiere conocer con todo el detalle posible la opinión de los socios del club sobre el proyecto de remodelación del Camp Nou o construcción de un nuevo estadio que el Barça emprenderá en los próximos años. Para ello, la directiva tiene previsto encargar a un equipo especial de investigación la puesta en marcha de un proceso de consultas con los socios para recabar toda la información posible: qué piensa el barcelonismo del Camp Nou, del futuro del Palau Blaugrana, de la posibilidad de tener que aplicar una derrama en la cuota anual para afrontar la inversión, incluso de la opción de cubrir todos los asientos del estadio o de bautizar el campo con el nombre de una firma comercial.

La consulta se pondrá en marcha en las próximas semanas a través de varios frentes: telefónicamente e incluso de manera presencial, en los alrededores del Camp Nou en vísperas de algún partido del primer equipo, con las fechas concretas aún por definir.

El club quiere manejar toda la información posible antes de proponer cualquier cambio a los socios a través del referéndum que se llevará a cabo, probablemente, en la temporada 2015-16 (la intención del club es adelantarlo unos meses, pero Javier Faus, vicepresidente económico, ya especificó que lo ideal sería hacerlo cuando la deuda del club esté por debajo de los 200 millones de euros).

Será como una especie de estudio de mercado, un sondeo para conocer con todos los detalles posibles qué opinan los socios del futuro de las instalaciones del estadio. Desde un punto de vista cualitativo y cuantitativo, el Barça quiere contar con toda la información posible porque la junta considera que la valoración del barcelonismo es un aspecto fundamental en todo este proceso.

Paralelamente, el Barça ha encargado a tres empresas diferentes la elaboración del proyecto que mejor se acople a las necesidades del club, tanto por cuestiones logísticas como por las variables económicas.

Existen varias alternativas: reformar el Camp Nou para modernizarlo, lo que supondría probablemente mejorar los accesos y cubrir todas las localidades, además de retocar su aspecto exterior. Pero también se maneja la opción de construir un nuevo estadio, en una zona aún por definir (aunque parece claro que el club en ningún caso abandonaría el distrito de Les Corts), probablemente cercana a la Zona Universitaria. Y la tercera via consiste en construir un nuevo estadio pero en la misma ubicación del actual.

La directiva también tiene claro que el dinero destinado a la reforma o construcción del estadio no irá en detrimento del potencial deportivo del primer equipo ni de las secciones. El Barça asumirá una fortísima inversión y lo hará con plenas garantías.

 

Fuente: www.sport.es

 

Share.

Leave A Reply