Fiatc superiorRadio marca header

Neymar aún no es Messi ni Cristiano

0

El agente FIFA de futbolistas Jordi Alburquerque empezó su Ronda de ayer valorando a Leo Messi, un futbolista cuya mayor virtud es salir a los partidos como quien va a disputar un partidillo de barrio entre amigos y cuya manera relajada de encarar los encuentros propicia, entre muchas otras cosas, que sea el mejor. Sobre la “leña” que Julio Alberto aseguró que le daban a Maradona y que está por ver si Messi soportaría, Alburquerque equilibró la balanza recordando que antes los equipos ni se cerraban ni sus futbolistas eran tan técnicos como ahora, por lo que sortear y meterse entre los defensas para un jugador especialmente habilidoso era más sencillo de lo que es ahora.

En cuanto a las críticas que recibía Leo en su propio país no hace mucho, Jordi recordó que ahora ya no es así y que eso repercute de manera muy positiva para los intereses del Barça. No sólo por el estado anímico del jugador, que antes llegaba abatido y cabreado, sino porque el no hacerlo bien con su selección le generaba ansiedad y unas ganas locas de demostrar en el Barça que sí era un buen futbolosta y eso a veces le pasaba factura en forma de no pasarla cuando debía y querer hacerlo todo él.

Tras ver las imágenes de Punto Pelota con la metralleta del militar apuntando a Messi y el supuesto efecto de un disparo, el agente de futbolistas lamentó el historial del programa y que, como Pepe, ya no se sabe cuando se puede fiar uno de él y cuando no. Sí estuvo con Julio Alberto al lamentar la risa general frente a la angustia de Leo, algo que no admite duda ni posibles errores y que refleja a la perfección el tono general del programa.

Alburquerque se sumó a la opinión de Julio Alberto y él también consideró que el codazo del defensa del Levante David Navarro a Cristiano Ronaldo no fue con mala intención sino como resultado de un salto del defensa al que el delantero del Madrid no acompañó y, fruto de ello y de manera totalmente fortuita, el encuentro entre codo y cara. Una jugada que desenmascaró por enésima vez a la caverna, pues allí se hartaron a condenar y lamentar el supuesto vídeo que desde el Barça se había preparado sobre entradas y acciones de Pepe mientras que, en esta jugada en cuestión, ya durante la misma noche del partido se estuvieron pasando otras acciones reprobables del defensa español. Algunas, como la entrada a Figo cuando aún era culé, con más de 10 años de antigüedad.

Preguntado por la opinión del entrenador brasileño Scolari, quien consideró que Neymar puede llegar a ser mejor que Messi y Cristiano Ronaldo, Jordi no puso en duda la calidad del delantero del Santos pero recordó que ese debate a día de hoy no existe, pues unos despuntan en el continente donde mejor se juega a fútbol y el otro brilla en una liga donde a las defensas sólo les falta ponerle la alfombra roja a sus pies. Un comentario que además se antoja nocivo para el futbolista, pues entre todos se le está poniendo una presión al joven delantero que no debería por qué soportar cuando aún ni ha dado el salto a Europa.

Share.

Leave A Reply