Fiatc superiorRadio marca header

Santiago Bernabéu, territorio hostil

0

El inicio de temporada no está siendo un camino de rosas para el actual campeón de Europa. El Real Madrid de Zinedine Zidane ha sufrido varios tropiezos inesperados en este comienzo de campaña, y digo inesperados ya no solo por la entidad de los rivales, sino por el escenario en el que se han producido. El Santiago Bernabéu se está acostumbrando a algo que no suele ser habitual, ver como aquellos equipos que lo visitan vuelven a casa con un valioso tesoro en forma de puntos.

Las cifras son realmente sorprendentes. En los 7 encuentros oficiales disputados por los blancos ante su público tan solo 3 victorias, frente a FC Barcelona, APOEL FC y RCD Espanyol. Valencia, Levante, Betis y Tottenham han conseguido algo de lo que pocos equipos pueden presumir, salir airosos de una visita al coliseo madridista con una buena actuación y un mejor marcador. ¿Qué le ocurre al Madrid en su estadio? Ya no son solo los resultados. Ha encadenado diversas actuaciones grises, en las que incluso sus seguidores han criticado el rendimiento de algunas de sus figuras como Bale o Benzema.

La poca eficacia cara a puerta del delantero francés y la fragilidad con las lesiones del extremo galés se han añadido a esta pequeña crisis como factores que han caldeado al respetable merengue. Hace apenas dos meses el equipo de “Zizou” parecía un rival intratable cuando doblegó al Barça en la Supercopa de España. Un once equilibrado, experimentado y muy físico se veía complementado por un extenso banquillo en el que la calidad y la juventud eran dos cualidades omnipresentes. Pero desde entonces la versión mostrada por los blancos ha sido un tanto más desdibujada.

Las tres próximas jornada de Liga pondrán fin muy probablemente a la irregularidad del Real Madrid, puesto que debe recibir a Eibar y Las Palmas y viajar a Girona, tres rivales de la zona baja de la clasificación. Pero ha sido curioso comprobar como nada es lo que parece en el mundo del fútbol. En un abrir y cerrar de ojos pasas de ser un equipo en forma y entonado a un conjunto falto de confianza y errático de cara a puerta. Sin ir más lejos, frente al Tottenham de Pochettino el Madrid que todos conocemos se hubiera llevado el triunfo. No sabemos cómo. Por la heroica o por otro motivo. Pero lo habría conseguido. Sin embargo no pudo doblegar un muro inglés que también pudo llevarse perfectamente los 3 puntos.

Si tan solo se ha tratado de un pequeña “pájara” los seguidores merengues puedes estar tranquilos, ya que ha llegado en un momento de la temporada en el que todavía pueden refrendarse todo tipo de errores. Pero lo cierto es que llama mucho la atención el hecho de que por ahora este Madrid haya perdido más puntos en casa de los que ha ganado, algo muy poco frecuente que puede ser un síntoma inequívoco de que algo no acaba de funcionar en la Casa Blanca.

Share.

Leave A Reply