Fiatc superiorRadio marca header

Superliga Europea, ¿Medida de presión o realidad?

0

Cada año hay una serie de fechas marcadas en el calendario y con tradición de cientos de años, tales como nuestros cumpleaños, la Navidad, el inicio de la competición con el estreno de nuestro equipo y muchas otras tanto deportivas como de nuestra vida cotidiana.

Quizás es el momento de incluir en nuestro calendario la fecha en la que los grandes clubes europeos anuncian la creación inminente de una nueva competición cerrada a los firmantes (dígase FC Barcelona, PSG, Real Madrid, Liverpool, Juventus, Manchester United y demás compañeros, que conforman el ya conocido G-14 de los grandes clubes europeos). Cabe preguntarse en que año el anuncio será una realidad o, simplemente, es la tradición anual para presionar a la UEFA y obtener mayores réditos para sus potentes arcas.

Lo que podemos asegurar es que ha empezado la subasta por seguir teniendo bajo tutela a los grandes equipos europeos. Por un lado, los máximos promotores de la Superliga Europea, dicen los pasillos que Andrea Agnelli de la Juventus y Florentino Pérez del Real Madrid, con el soporte financiero de JP Morgan que asegura un montante de 5.000 millones de euros para arrancar el proyecto; y por otro lado, la UEFA que se asegura también el montante de 5.000 millones a través de Barclays.

Asegurada la financiación para iniciar el proyecto con cualquiera de los dos proyectos, habrá que ver que proyecto resulta ganador, teniendo en cuenta que cada uno difiere en gran medida del otro.

Vayamos por partes; el proyecto del G-14 quiere implementar una liga cerrada sin ascensos ni descensos, mientras que el proyecto de UEFA estructura una liga en la que habría ascensos y descensos, para asegurar que juega esa super competición quien lo merece (no sin antes asegurar durante unas ediciones la participación directa de los clubes disidentes, o lo que es lo mismo, de los grandes clubes europeos, y motor económico de esta bonita industria).

A nivel de soportes institucionales, las ligas nacionales dan soporte al proyecto UEFA, mientras que la FIFA se hay puesto de lado esperando el desenlace. Cuando hablamos de números, la UEFA quiere tirar la casa por la venta con el objetivo de convencer a los clubes firmantes del proyecto Superliga; mientras el ganador de la Superliga se embolsaría 1.000 millones de euros, UEFA trabaja para asegurar 2.000 millones al campeón.

Visto lo visto, un año más ha pasado la Navidad, han venido los Reyes Magos de Oriente, y el grupo de grandes clubes europeos ha avisado, como es tradición, que se irán del entorno de las ligas nacionales (ah, por cierto, solicitando que quieren seguir jugando las ligas nacionales, pero que estas pasen a ser intersemanales ya que ellos prefieren jugar en Europa los fines de semana).

Buen año a todos.

Ramon Robert @RamonRobert1971

Share.

Leave A Reply